Enric Rodríguez Vilamitjana: “La electrónica de potencia será clave para el coche eléctrico, las renovables y los servidores de datos”

Enric Rodríguez Vilamitjana es director de I+D de Monolithic Power Systems, en Barcelona. Doctor en Ingeniería Electrónica por la UPC, máster en Electrónica y Telecomunicaciones por la UPC y máster en Economía e Innovación por la Barcelona Graduate School of Economics. Acumula más de 10 años de experiencia en la dirección de equipos y proyectos de I+D en el ámbito de la electrónica de potencia (EGO Induction, RRC Power Solutions, Monolithic Power Systems). Como director académico del nuevo máster en Electrónica de Potencia de la UPC School, nos cuenta en esta entrevista los retos tecnológicos del sector y más detalles de esta nueva apuesta formativa.

  • Estamos en plena transición hacia un modelo energético más verde y sostenible, marcado por la digitalización y la eficiencia. En este sentido, ¿en qué consiste la electrónica de potencia y qué papel va a jugar en este nuevo escenario?

La electrónica de potencia es el ámbito que se encarga de convertir la energía de forma eficiente. Cuando hablamos de renovables, coche eléctrico, por ejemplo, vamos a un mundo en el que cada vatio importa mucho, y son los ingenieros formados en electrónica de potencia quienes hacen esto posible. Para conseguir esos vatios de ahorro, se están usando nuevas arquitecturas, nuevos dispositivos semiconductores, etc. Estamos, pues, en un cambio de paradigma en la electrónica de potencia. Hace unos años hablar de dispositivos con eficiencia 99% era un sueño, cuando ahora es cada vez más normal.

  • ¿Cuáles son los principales ámbitos de actuación con mayor potencial de desarrollo de proyectos basados en electrónica de potencia?

Destacaría 3 sectores especialmente. Por un lado, está el coche eléctrico, que está claro que será imparable en los próximos años. En este ámbito, muchas veces se habla de la capacidad en las baterías, pero el coche eléctrico abarca muchos subsistemas que implican electrónica de potencia: el inversor del motor, el cargador de baterías, etc. En un coche eléctrico, la electrónica de potencia aparece en decenas de subsistemas.

También, con el cambio de modelo energético las renovables serán imprescindibles. Precisamente en este campo la electrónica de potencia es la que permite convertir o transformar la energía de forma eficiente, no solo en la generación sino también en el almacenamiento de esta energía.

Y, por último, creo que hay que destacar las fuentes de alimentación de servidores. Cada vez hay más datos, más plataformas virtuales. Todo eso son servidores. Ahora mismo se estima que estos consumen más de 1% de la energía mundial. Cada vez se necesitan fuentes más eficientes y más pequeñas, que tienen que dar más de 200A. Pese a que las especificaciones son muy difíciles, este es un sector clave ahora mismo.

  • Las energías renovables, en cuanto fuentes de energía limpias e inagotables, son una apuesta clara en constante crecimiento. ¿Cómo puede ayudar la electrónica de potencia a impulsar su desarrollo?

La electrónica de potencia es la disciplina que diseña todos los sistemas de renovables. Desde el convertidor de solar, los cargadores de batería, hasta las inversiones para dar la energía a la red. En este sentido, los ingenieros de potencia tenemos el reto de hacer cada una de estas etapas más eficientes y más inteligentes.

  • Otro sector estratégico es el del vehículo eléctrico. Las previsiones apuntan a que en 2030 ocupe el 30% del mercado. ¿Qué retos tecnológicos tiene por delante este sector?

Los retos para el sector automovilístico son mayúsculos. Hace unos 5 años no había casi coches eléctricos, ni coches autónomos y ahora es un sector en pleno crecimiento y cambio continuo. Los fabricantes están aprendiendo cómo pueden hacer sus coches más eficientes y con mayores rangos de autonomía. A todo eso se les junta el coche autónomo, que básicamente implica poner un superordenador a bordo junto con otros sensores y actuadores. Este nuevo escenario nos lleva a tener que pensar en nuevas arquitecturas de potencia que permitan alimentar todos estos nuevos vehículos. Nunca antes se había innovado tanto en el sector de automoción.

  • En octubre pondréis en marcha la 1ª edición del máster en Electrónica de Potencia de la UPC School. ¿Cuáles son los objetivos principales de esta apuesta formativa?

Nuestro objetivo principal es formar ingenieros con unos conocimientos sólidos en electrónica de potencia que pronto puedan contribuir a avanzar en los retos de las empresas a las cuales se unirán después del máster.

También tenemos claro que queremos un máster que no se quede en la superficie ni solo se quede en el “cajas negras”, sino un máster que permita conocer las diferentes áreas de conocimiento que se aglutinan dentro de esta disciplina:  los circuitos convertidores y su funcionamiento, los dispositivos de potencia, la teoría de control de convertidores, el electromagnetismo para diseño de inductores, la disipación térmica, etc. Como podéis ver, son muchos conocimientos, pero creemos que son muy necesarios en la actualidad.

Por último, el máster nace de la voluntad de un conjunto de empresas en Cataluña que apuestan por la necesidad de contar con ingenieros mejor formados, y por tanto tiene una vocación muy enfocada a la realidad empresarial. Tenemos excelentes profesores académicos, con años de experiencia en este ámbito, pero también profesionales con largas trayectorias que darán una visión más práctica. Creo que esta mezcla también hace único este máster.

  • ¿Para quién está pensada esta formación?

El programa se enfoca sobre todo a gente joven que, después de un grado y acumular ciertos conocimientos de electrónica, quiera profundizar en la electrónica de potencia y entender sus retos. También está dirigido a profesionales que quizá estando ya dentro la industria electrónica, pero en ámbitos más generalistas, quieran enfocarse a las grandes oportunidades que ofrece la electrónica de potencia.

En definitiva, es un máster con una clara vertiente profesionalizadora. Buscamos que los alumnos puedan entrar en las empresas de sector y aportar sus conocimientos para superar los grandes retos de la industria.

  • ¿Cuáles son las salidas profesionales del máster? ¿Existe una demanda real de ingenieros especialistas en soluciones de potencia?

Nuestra idea es formar ingenieros de electrónica de potencia con unos conocimientos muy sólidos en este campo. A partir de ahí, se podrán especializar en perfiles más hardware o más software, o incluso más centrados en la arquitectura de sistemas.

No hay ninguna duda que son perfiles con alta demanda en el mercado, no solo para sectores como la automoción, sino también en otras empresas industriales que necesitan diseñar fuentes de alimentación (por ejemplo, en impresoras 3D) y que necesitan tener ingenieros especializados en sus equipos.

  • En el programa colaboran más de 10 empresas punteras del sector, entre las que están HP, Wallbox, Premium, Salicru, Ficosa, Idneo y MPS. ¿Qué valor aporta que los referentes de la industria estén implicados?

Es muy importante contar con el apoyo de estas empresas, muchas de ellas son punteras en sus sectores. Sin estas entidades, el máster no tendría mucho sentido. Esto nos permite tener profesores con una visión más práctica y empresarial que si fuesen solo perfiles académicos. Además de ello, y no menos importante, también nos permite ofrecer prácticas y la posibilidad de desarrollar el proyecto de final de máster aplicado a los retos de estas empresas. Esto contribuye a que el estudiante pueda conocer de primera mano los proyectos que están desarrollando y ver cómo trabajan.

Leave a Comment

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.